Los mercados son muy representativos de la ciudad, en ellos encuentras un sinfín de cosas, conocerás a genta yucateca trabajadora y podrás explorar sus pasillos coloridos. Date la oportunidad de conocer Mérida desde otra perspectiva adentrándote en estos lugares y conoce un poco sobre su historia.

  • Mercado Lucas de Gálvez

En 1884 se levantó el primer cobertizo y techumbre de lámina galvanizada conformada de 3 galerías, rodeada de un barandal y arquerías. El 16 de septiembre de 1887 se inauguró el mercado Lucas de Gálvez que poseía un gran cobertizo, el primero en la ciudad. Años más tarde, se demolió para edificar otro mercado con mayor amplitud, tenía mampostería y un techo de lámina. Tras una visita del aquel presidente de México, Porfirio Díaz a Yucatán, aportó obras civiles importantes, entre ellos el mercado que con el paso del tiempo desapareció y sería sustituido por otro edificio inaugurado el 5 de mayo 1909 por el gobernador interino Enrique Muñoz Aristegui, y de nueva cuenta fue demolido para que en 1948 quedara tal cual está hoy en día.

En el mercado podrás comprar recados para los platillos, verduras y frutas cosechadas en el interior del estado, además de ropa bordada como hipiles, ternos y guayaberas. También cuenta con restaurantes para saborear de tacos y tortas de cochinita pibil, salbutes, panuchos, relleno negro, etc. A unos metros, se encuentra el Museo de la Ciudad para que lo visites después de haber explorado los pasillos de Lucas de Gálvez.

 

  • Mercado de San Benito

Inaugurado en 2004, el mercado se edificó en el mismo lugar donde estuvo la fortaleza militar, “La Ciudadela de San Benito”, construida durante la época colonial por orden de Francisco de Montejo “El Adelantado” encima del cerro de San Benito. En ese mismo sitio se encontraba la Iglesia de San Francisco y el Convento Franciscano rodeada de una muralla de 2 varas de ancho y 6 medios baluartes. Según la historia, en este lugar fueron enterrados los restos del primer cristiano bautizado en Yucatán, Francisco Euán cuyo padrino fue el propio Francisco de Montejo “El Adelantado”. También están los restos de Fray Diego de Landa, arzobispo español de la Orden Franciscana del arquidiócesis de Yucatán entre 1572 y 1579. Dicha ciudadela se inauguró en 1669, con los años se construyó el moderno centro escolar “Felipe Carrillo Puerto”, posteriormente se derrumbó en los años 80´s para dar paso a “El Chetumalito” que hasta la fecha sigue funcionando.

Es el segundo mercado de mayor importancia en Mérida y el más grande, tiene 3 pisos (uno de ellos es un estacionamiento). En San Benito hay flores, verduras, frutas y carne frescas, hasta puestos de joyerías, calzado, estéticas y mucho más.

Prácticamente Lucas de Gálvez y San Benito son vecinos, los separan un par de metros del uno del otro.

 

  • Bazar García Rejón

Hace muchos años era conocida por ser una plaza de ventas, muchos se referían a este lugar como “La Placita” o “Plaza de las verduras”. Originalmente, este mercado estaba al descubierto, hasta el siglo XVIII se mandaron a construir los primeros portales de mampostería para complementarlos con piezas techadas. En el siglo XIX se levantaron los edificios que cerraban el mercado. En 1885 se techó con láminas de zinc, estaba la primera cantina en el mercado que gozaba un tremendo éxito. Se llevó a cabo mejoras en el mercado en 1909, aunque con el paso del tiempo se fueron deteriorando.

En 1960 se clausuró el vetusto del mercado, pero en ese mismo año el Gobierno del Estado donó al Ayuntamiento el inmueble para que en un plazo no mayor de 2 años edificarán el nuevo mercado que debía contar con un estacionamiento subterráneo de 2.50 metros de profundidad, dicho edificio sigue intacto con todas estas características.

En el Bazar García Rejón puedes adquirir artesanías y artículos como hamacas, ropa de manta, zapatos, joyería y objetos fabricados de henequén. Si quieres llevarte un “pedacito” de Yucatán, este es el lugar para ti para llevarte souvenirs para recordar tu visita en tierras yucatecas.  En el interior del bazar, hay loncherías y puestos de comida donde sirven salbutes, panuchos, cochinita pibil, lechón al horno, relleno negro, y muchos más platillos típicos.

El mercado está localizado a una cuadra de la catedral y a 3 del mercado Lucas de Gálvez.