Si quieres tener un contacto y un acercamiento con la naturaleza, Sisal cuyo significado es “el lugar frío y pesado” (síis, frío; y aal, pesado) es una excelente opción para visites durante tu estancia en Yucatán al estar a tan solo una hora de distancia del Centro Histórico de Mérida. Este hermoso puerto pesquero cercano al poblado de Hunucmá, es uno de los 4 pueblos Mágicos que tiene el Estado (Izamal, Valladolid y Maní). Si deseas visitar este destino turístico para relajarte y escaparte de la ciudad, te recomendaremos sus atractivos que tiene para que tengas un día lleno de aventuras.

El Fuerte de Santiago y su Faro

Este complejo se edificó por órdenes de las autoridades españolas para que protegiera la costa de ataques de embarcaciones piratas a finales del siglo XVI. Juan Miguel Agüero se encargó de realizar los planos del Fuerte de Santiago en 1596. Como dato, el mismo culminó la edificación de la Catedral de San Ildefonso junto con Pedro de Aulestia y Gregorio de la Torre en 1598.

Para a mediados del siglo XVIII, Sisal era el máximo exportador y distribuidor de mercancía en el Estado como henequén, tabaco, algodón, cuero, ébano, cera de abejas, palo de tintes y copal, por lo que se construyó y anexó el Faro en 1850, el cual que mide 3 metros de altura. Ambas construcciones ayudaron a potenciar las actividades comerciales hasta su posterior declive.

Ex Aduana Marítima

Fue edificado en el siglo XIX para que almacenara el “oro verde yucateco” y productos importados, hasta que el Puerto Progreso se convirtió oficialmente en un pueblo el 1 de julio de 1871, distinción que perdería el 9 de enero de 1875. En aquel tiempo, el inmueble fue adquirido por una compañía alemana para que guardaran chile y palo de tinte. Sin embargo, con el paso del tiempo la Ex Aduana Marítima quedaría abandonada por mucho tiempo.

En la actualidad, es un Centro Cultural donde se imparten talleres para la creación de artículos hechos con la fibra del henequén.

Casa de la Emperatriz Carlota

El 22 de noviembre de 1865 es una fecha que quedó marcada en la historia de Sisal, ya que en ese día la esposa del Emperador Maximiliano, la Emperatriz Carlota, el barco llamado” El Vapor Tabasco” que la había trasladado desde el Puerto de Veracruz arribó a tierras yucatecas. Cuando bajo, saludó a las personas que la recibieron afectuosamente para después hospedarse en una casona ubicada del Puerto y posteriormente pernoctar en una Hacienda en Hunucmá.

El Muelle

Si visitas Sisal, no puedes perderte la oportunidad de caminar en su muelle y sentir la brisa de la playa en el rostro. Antiguamente, estaba construido de madera, aunque este material sufría de daños por el constante oleaje del agua salada, así que en la década de los 60 se reconstruyó con mampostería. A lo largo del muelle apreciarás lámparas y algunas sillas de los confidentes. Este sitio es ideal para que tomes fotografías de los atardeceres.

Reserva Estatal El Palmar

Foto: Pueblos Mágicos

Esta es una Área Natural Protegida que cuenta con aproximadamente 48,000 hectáreas que abarcan los poblados de Hunucmá y Celestún. Este destino ecoturístico te permitirá apreciar a diversas aves migratorias como los flamencos que viven en este ecosistema acuático conformado de petenes, manglares, arrecifes y humedales a través de paseos en lancha o caminatas en algunas zonas.

Cenote Dzul Ha

Entre los manglares, se encuentra el Cenote u ojo de agua conocido como Dzul Ha (ts´uul, caballero; ja´, agua). Quedarás enamorado de sus preciosas aguas cristalinas, sin olvidar mencionar su flora y fauna en su máximo esplendor.

  • Deléitate con los mariscos y apoya a la reactivación económica de Sisal

Te recomendamos que comas los exquisitos mariscos que deleitarán tus papilas gustativas en los restaurantes que ofrecen estos manjares. De esta manera, estaremos contribuyendo a que la economía de Sisal se reactive en estos tiempos, pues la gran mayoría de los pobladores se dedican a la pesca.